¿Cómo terminar con una relación enfermiza?

como terminar con una relacion enfermiza

volver con ella

En el 2006 el mundo conoció a través de un libro la desgarradora historia de una joven y las consecuencias de la tóxica relación que llevaba. Afortunadamente Cielo Latini, la autora del popular libro Abzurdah, pudo salir de esa situación y se dedica a concientizar a las mujeres que estén pasando por alguna relación enfermiza o algún trastorno alimenticio.

Las relaciones enfermizas u obsesivas son aquellas donde existe abuso físico u emocional sobre la otra persona. Es decir, el agresor demanda, cuestiona, persigue y controla la vida de su pareja llenándolo de miedo e incluso culpa.  Aunque el agresor/manipulador puede ser hombre o mujer, generalmente suele ser el hombre quien ejerce la violencia física o mental sobre su pareja. Lo más alarmante en este tipo de relaciones es que se puede llegar al asesinato de la pareja. En nuestro país, actualmente miles de mujeres se encuentran en una relación enfermiza que termina en feminicidio y según el Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables (MIMP) “Las mujeres más vulnerables a feminicidios son jóvenes de entre 18 y 35 años. Otro informe del Instituto Nacional de Estadísticas e Informática (INEI) revela que el 37.2% de peruanas ha sufrido agresión física o sexual por parte de sus parejas”.

Si tu pareja es en extremo controlador o celoso en la relación, te lastima verbal o físicamente, estos son los pasos que deberías seguir para salir de esa situación:

  1. Acepta la realidad: Deja ya de cubrir la situación, él ni su relación están pasando por una etapa y no lo vas a poder cambiar. Acepta que él es consciente de sus actos, sabe que lo que está haciendo está mal pero simplemente no le importa porque piensa que no vas a hacer nada para detenerlo. ¿Realmente quieres pasar el resto de tus años de esa manera? Recuerda que por más ayuda que te brinden el cambio empieza por una misma y el aceptar que existe un problema es parte del cambio.
  2. Fuera culpas: Tú no eres culpable de nada, todo lo que haya dicho o lo que te haya hecho no tiene ninguna justificación, no mereces ser maltratada bajo ninguna circunstancia. Si alguna vez has cometido un error no  te aflijas por ello, somos humanos y nadie es perfecto pues el cometer errores es parte de nuestra naturaleza y nos sirve para aprender. La culpa es un sentimiento negativo que no te permite crecer emocionalmente, libérate de ella para poder empezar de cero.
  3.  Busca ayuda profesional: Tanto para hacer la demanda y para sanarte emocionalmente. El proceso puede llegar a ser un poco complicado porque el sentar una denuncia implica testimonios y enfrentarse al agresor pero es algo que definitivamente vale la pena. Si en algún momento sientes que quieres dar marcha atrás, busca ayuda psicológica. Si no cuentas con el presupuesto necesario, existen asociaciones en La Casa de la Mujer o El Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables que ayudan a las mujeres a sobrellevar estos problemas.  Los momentos que vienen serán difíciles y sin embargo, mejores.

No seas parte del 37.2% de peruanas y termina esa relación, no dejes que las excusas o el miedo te detengan.

Referencia: García L. & Acosta, M. (26 de Noviembre del 2013). Los feminicidios aumentan: Una mujer es asesinada cada semana en la capital. El Comercio. Recuperado de http://elcomercio.pe/lima/sucesos/feminicidios-aumentan-mujer-asesinada-cada-semana-capital_1-noticia-1664601

Déjanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.