¿Puedo sacar dinero de la cuenta de mi pareja?

Para aclarar este tema sobre sí ¿puedo sacar dinero de la cuenta de mi pareja?, comencemos narrando una cruda anécdota:

Una señora de más de setenta años que vivía con su hija, hijo y nieto se apersonó al banco donde tenía sus ahorros tanto de lo que transfería de la pensión como lo que ganaba haciendo algunos trabajitos, alegando que tenía cada vez menos y que al pasar su tarjeta de débito en los negocios le decían que poseía saldo insuficiente.

En el banco le decían que los retiros habían sido legales, con su tarjeta. Por recomendación de sus amigos, ella solicitó un estado de cuenta y de dónde se hacían los retiros o pagos. Mayor sorpresa al ver que se trataban de negocios de venta de sushi, hamburguesas, maquillaje, entre otros.

Hilvanando, se dio cuenta que era su propia nieta la que hacía las compras, sustrayendo y regresando de su bolso su TDB en cada descuido que tenía.

Y aunque su nieta es su sangre, cometió un delito que se acrecentó al haber quejas en el banco. Tuvo que cancelar las deudas, hacer servicio comunitario, aclarar ante las autoridades y perder toda la confianza de su abuela que la amaba. Todo por un delito, todo por no comunicarse y pedirlo y/o ganárselo.

Puedo sacar dinero de la cuenta de mi pareja

¿Puedo sacar dinero de la cuenta de mi pareja?

Llevando el caso anterior a una pareja, seas de novios, en concubinato o casada o en separación de cuerpos como antesala a un divorcio, la respuesta es: No debe. Porque de poder, sí puede, haciendo jugadas viles como la anterior citada a una TDB o TDC o utilizando su Smartphone o desktop para extraer el dinero, realizar pagos no autorizados o suscripciones, que son también una forma de tomar dinero ajeno.

Pero aunque crea que será un golpe maestro, existen muchas maneras de comprobar cuándo, cómo y dónde se extrajo el dinero, por parte de la persona agraviada. Es allí, donde mínimo, tendrá que enfrentar algo como:

  • Denuncia ante las autoridades para la investigación del caso.
  • Ser denunciado/a directamente por la persona agraviada, por sustracción o uso de dinero sin su consentimiento.
  • Una investigación, amonestación, multa o cárcel por violar la confidencialidad de unas contraseñas y claves para la banca electrónica.
  • Y principalmente, la pérdida de la confianza, amor, respeto y consideración de la persona que le amaba y fue víctima de una traición. Jamás podrá alegar que como pareja que ofrece compañía, sexo, aportes de dinero, tengan hijos, le da el derecho de “puedo sacar dinero de la cuenta de mi pareja cuando yo así lo desee, porque somos uno”, ya que aún con el vínculo que obtengan, los derechos individuales siguen existiendo y nada los hace prescribirlos.

Siempre será delito

Así como es delito sacar dinero de una cuenta de un fallecido, so excusa de que ya no lo utilizará, sin antes realizar los pasos previos ante el banco y las autoridades para ser considerada legalmente la persona receptora de tales bienes, así existan otros papeles legales que los unan (acta de matrimonio o concubinato o tenencia de una cuenta mancomunada), la falsa creencia de que puedo sacar dinero de la cuenta de mi pareja sin dar cuentas a nadie, en especial a ella o él, sigue siendo un delito, tanto las leyes, como ante el amor.

De requerirse dinero, pídalo. No está mal que una pareja se cobre una plata en calidad de préstamos. De hecho es una forma de respeto y confianza además de una inversión, porque además de devolver el dinero, siempre en nombre del amor se da un extra que se puede considerar válido como interés y no sólo en dinero, sino en la plena confianza que más que el dinero que es necesario, existe algo más necesario y es el amor revestido en confianza ciega en nuestra pareja.

Por ello, no se consulte más a sí mismo/a o a otros sí puedo sacar dinero de la cuenta de mi pareja, porque de poder, puede. Pero de deber, no debe, salvo que por gusto quiera pagar las consecuencias que a bien deben exponerle y que siempre le serán más acaras que cualquier suma de dinero que le quite a un ser amado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.